Un blog de Universitat Politècnica de Valéncia, Campus de Gandia.

Las tortugas abandonadas amenazan el marjal de Gandia

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Una titulada del Campus de Gandia de la UPV ha colaborado en el proyecto LIFE+Trachemys, impulsado desde la Generalitat Valenciana y cofinanciado por la Comisión Europea a través de los fondos LIFE. El objetivo de las iniciativas englobadas en los proyectos europeos LIFE es contribuir a la aplicación, actualización y desarrollo de políticas comunitarias en materia de medio ambiente y conservación de la naturaleza. En el caso de los humedales valencianos, la biodiversidad se ve amenazada por la invasión de especies exóticas como los galápagos del género Trachemys.

Según los datos recogidos por el proyecto LIFE+Trachemys, el marjal de la Safor cuenta con una gran superpoblación de galápagos Trachemys scripta elegans, las conocidas como ‘tortugas de orejas rojas’ que se suelen regalar a los niños como mascota y que se abandonan cuando crecen.

Sara Herrero, titulada del Máster en Evaluación y Seguimiento Ambiental de Ecosistemas Marinos y Costeros que imparte el Campus de Gandia de la UPV, ha colaborado en este proyecto dentro de su trabajo final del Máster, para ello ha contado con la tutorización de los profesores Vicente Domingo Estruch Fuster y Jesús Villaplana Ferrer. En su investigación, ha realizado un análisis de la efectividad de los métodos de captura de galápagos exóticos en los humedales de la Safor.

Tortuga de orejas rojas La presencia de estos galápagos y su éxito reproductivo amenaza a las especies autóctonas de tortugas: ‘Se ha comprobado que ante la simple presencia de Trachemys scripta el galápago europeo (Emys orbicularis) abandona los ecosistemas, no se enfrentan a ellas; por este motivo es imprescindible retirar las especies invasoras y ofrecer una oportunidad de supervivencia a las autóctonas’, explica la titulada UPV. Para Sara Herrero, se trata de un problema muy grave: ‘Además de ser un acto cruel abandonar cualquier mascota, es un acto irresponsable de sus dueños, creen que liberan a su galápago pero amenazan indirectamente un ecosistema único y delicado’.

Sara Herrero estudio galápagosEn su trabajo, Sara Herrero ha analizado tres artes de captura: nasas (redes de captura), trampas flotantes de cebo y trampas flotantes de soleamiento (donde las especies toman el sol). Según los resultados obtenidos, las nasas impiden que las capturas escapen, pero presentan el mayor grado de mortandad, por lo que hay que revisarlas frecuentemente; las trampas flotantes de cebo presentan un gran éxito con hembras adultas, mientras que las trampas flotantes de soleamiento presentan más éxito en los ejemplares jóvenes. La investigadora recomienda el uso combinado de los tres tipos de trampas en la zonas en las que se haya constatado la reproducción de esta especie, pues así se retiran tanto animales adultos como juveniles, que aún no han tenido tiempo de reproducirse y, en consecuencia, la disminución de la población es más drástica.

Para el profesor e investigador Miguel Rodilla, director del Máster en Evaluación y Seguimiento Ambiental de Ecosistemas Marinos y Costeros de la UPV, los humedales tienen un gran valor ecológico, hidrológico, y socioeconómico y por este motivo su estudio se aborda con profundidad en el máster.

 < Entrada anterior 
 Entrada siguiente >